Meditación para principiantes

meditacion para principiantes

Quien nunca ha meditado suele creer que se trata de una técnica muy difícil y que solo es exitosa si se lograr tener la mente en blanco. Esto no es cierto.

Meditar no se logra de un día para otro, requiere de práctica constante para que la persona vaya desarrollando la concentración necesaria para enfocarse en su mente y que nada le perturbe. Asimismo, pocas veces lograrás poner tu mente en blanco, esto ocurre en niveles mucho más avanzados y en personas que se han dedicado a estudiar la meditación. ¿Nunca has meditado? ¡Aquí descubrirás cómo hacerlo correctamente!

Meditación para para principiantes paso a paso

  1. Lo primero que debes hacer es buscar el mejor lugar de tu casa para meditar. Te recomendamos que sea una habitación silenciosa con mucha ni poca luz y con un clima agradable.
  2. Apaga cualquier dispositivo eléctrico que pueda interrumpirte y pide a las personas que viven contigo que no te interrumpan.
  3. Vístete con ropa cómoda y holgada. Nada debe molestarte y mucho menos robar tu atención.
  4. Siéntate o túmbate en una posición que sea cómoda para ti y que no lastime ninguna parte de tu cuerpo. Puedes estar sentado en una silla, en el piso o acostado sobre unos cojines.
  5. Si nunca has meditado una excelente opción es seguir una meditación guiada que puedes encontrar en internet y que suelen durar entre 20 y 25 minutos. Por lo general estos vídeos dictan las instrucciones básicas para meditar acompañados de sonidos relajantes y técnicas de visualización de imágenes.
  6. Si prefieres meditar siguiendo paso a paso nuestras instrucciones entonces cierra los ojos, ponte cómodo y comienza a enfocarte en tu respiración. Nota como el aire entra y sale de tus pulmones durante 10 respiraciones profundas.
  7. Sigue respirando de manera fluida y comienza a imaginar una luz que va liberando todo tu cuerpo de la tensión acumulada, desde los pies hasta la cabeza.
  8. Cuando todo tu cuerpo esté iluminado y relajado, empieza a visualizar una imagen que te de placer y más relajación. Playa, bosque, lluvia, lo que prefieras. Quédate ahí el tempo que desees y sigue concentrado en la respiración. Disfruta.
  9. Luego, comienza a mover poco a poco tu cuerpo imaginando que la luz anterior lo despierta y vas recobrando el sentido. Abre los ojos y siente la paz de tu mente.

¡Has terminado tu primera meditación para principiantes!

Si te gusto, no olvides dar a me gusta y compartir

Si te gusto, no olvides valorar este artículo

Valoración: 0/5 (0 votos)
Por favor, ayudanos a compartir esta página en tus redes sociales para que podamos llegar a más personas que necesiten de nuestra ayuda con estos temas. Solo tienes que hacer click en uno de los botones de aquí abajo. ¡Muchas gracias!
Si te gusto, no olvides dar a me gusta y compartir

Participa, deja tu comentário

Otros artículos

Cómo meditar caminando

meditar caminando

Es posible meditar en el trabajo, mientras conduces, durante el entrenamiento físico y hasta caminando. Esta última opción resulta ideal para quienes van al trabajo…